sábado, 31 de octubre de 2009

Si yo fuera Presidente me lo pondría de Vice

Aníbal Fernández, genio y figura del balompié político. Laburante incansable. Bigotazo frontal y de verba quirúrgica. Un político que da por tierra todo lo que nos quieren imponer acerca de la política y los políticos. Desde su bravura en la trinchera nos enseña caminos posibles para ser políticos por militancia y no por empresariado. En este blog se lo banca y se lo quiere.

4 comentarios:

Maricé dijo...

Totalmente de acuerdo. Es un cuadro politico de primera y a prueba de balas. Sus AniBaladas son de antología.
Es un placer verlo en los programas de la Cadena de Desinformación dejando como cerdos a sus interlocutores.
El otro dia, en A dos Sobres, los dejó mudos.
Saludos patagonicos

Dalai Rama dijo...

El bigote de Anibal, es el que barre con el discursi de la oposición destructiva automática.

Trazando un paralelo con el fobal, mi equipo sería Anibal+10.

daniela dijo...

Como adoro ese bigote!!

Fede dijo...

ajajaj dos sobres ..... que grande marice..

Hannibal, ese tipo en el que una lengua filosa como pocas, con las palabras justas, en los momentos oportunos, donde la puteadita, el idioma de la calle y una excelente y sencilla forma de comunicar, no por eso carente de rigor, se combinan para darme razones para creer que puede haber disertadore de nivel.