sábado, 19 de junio de 2010

TAIANA: MAL MOMENTO

El ataque a Irán es inminente. Israel desplegará toda su propaganda. El lobby israelí en Washington hará su parte. Los gobiernos deberán hacer declaraciones, en apoyo al ataque, en contra del ataque o un masomenos diplomático.
Desconozco la posición de Timerman sobre el conflicto con Irán, si está alineado con Washington y Tel Aviv, si apoya las gestiones de Lula y Erdogan o si es decididamente crítico. Sea cual fuera, el futuro conflicto bélico lo va a poner en una situación incómoda.
Los nexos de Irán con Venezuela y Brasil con Turquía no pasan desapercibidos para Israel. Hay gran preocupación y se está ocupando. Que Israel provea de armas a Honduras para reprimir y a Colombia para la guerra contra Venezuela, es la continuidad de la injerencia de Israel en conflictos muy lejanos a Medio Oriente, como el de Argentina contra Chile y de la Sudáfrica blanca contra Angola en los '70, siendo los únicos proveedores de armamento a ambos gobiernos embargados por Jimmy Carter. Dos regímenes más cerca de Hitler que de Moisés.
En el caso de Argentina se acercaba al nazismo no sólo por la crueldad sino porque eran una banda de delincuentes con uniforme. Corruptos de alta coima.
Hay cosas que no hay como explicarlas, otras sí. Israel y Sudáfrica desarrollaron un helicóptero antiguerrilla, mata negros por añadidura y se llegó a tratar la provisión de ojivas nucleares suspendidas con el fin del Apartheid. De ese país salen los diamantes que se cortan en Amberes y en Tel Aviv.
A la dictadura militar de Argentina le vendieron la chatarra de la Guerra de los 6 días y de la de Yom Kippur y levantaron muy alto el nivel de vida a los militares que la compraban. Cuando esas armas se iban a usar en Malvinas, Ariel Sharon, Ministro de Defensa en ese entonces, dijo que los colimbas argentinos judíos no debían ir a pelear esa guerra a cargo de un gobierno que Sharon consideraba que perseguía a los judíos. El propio testimonio de las condiciones de detención de Jacobo Timerman lo confirmaban. ¿Doble standard o cinismo en estado puro? Para esa época técnicos israelíes en armamento asesoraban en bases militares argentinas. ¿Escucharían los gritos?
Se podría decir que ya se ha demostrado en otros temas que la actitud ante el ataque a Irán será lo que la Presidenta decida, por algo in Cris we trust, pero no quita que haya que cambiar de canciller a mitad de camino de la toma de posición, lo que no es nada bueno a nivel diplomático.
Vienen tiempos complicados para la diplomacia mundial. Para esos días que vienen lo prefería a Taiana. Espero y será de agrado que Timerman me cierre el toor.

8 comentarios:

Luis dijo...

Si, a mi me pasa lo mismo, tambien me medio preocupa este cambio de peones. No porque no me parezca bien Timmerman, parece lo suficientemente leal, sino que me gustaba Taiana. Y si, me preocupa el tema Iran-Venezuela-Brasil-Turquia etc. Espero que Timmerman no actue ni parecido al lobby judio-norteamericano. Iran corre peligro y nosotros deberiamos ser consecuentes.

ram dijo...

En realidad lo verdaderamente preocupante, me parece, es que si se da ese conflicto contra Irán, el peligro no es solamente iraní.
Salvo que opte por la guerra nuclear, USA se va a meter en otro pantano (símil Vietnam, Irak, Afganistán) a los que sus gobiernos son tan afectos (y su complejo industrial militar tan adicto) pero va a ser motivo y excusa para que se pudra todo un poquito más en todo el mundo (especialmente en este patio trasero latinoamericano) y en medio de la peor crisis económica primermundista.
Y si el cambio de canciller es preocupante, lo es mucho más si ese conflicto en vista es el detonante y por acá tenemos el mamarracherío opositor que solemos padecer

El grito primal dijo...

Concuerdo con tu análisis. Creo que uno de los motivos de la renuncia está alrededor de lo que citás sobre la posibilidad de un ataque/invasión a Iran. Y no quiero darle pasto a los imbéciles de la oposición.

Che Genetic dijo...

Como ignoro las causas me puse a pensar en las consecuencias.

Luis dijo...

Las consecuencias podrian ser alejarnos de las posiciones de Brasil y Venezuela en el tema, y la verdad no me gustaría quedar del lado de los americanos en alguna aventura contra Iran. Pero confio en Cristina y Nestor en relacion a esto. Y finalmente, estamos especulando, no?

El grito primal dijo...

Estamos especulando.
Bien citás el movimiento de peones. El monopolio de la violencia en este mundo es de los yanquis, con socios mayores y menores de acuerdo a las circunstancias y lugar geográfico de que se trate.

El hecho consumado por Eeuu/Israel y socios contra Iran, o sea un ataque seguido o no de una invasión terrestre (simil Irak/Vietnam/Corea/Malvinas/Panamá/Palestina/Líbano/Persia/Afganistán/...recuerde y complete aquí..) nos obligaría como país a encuadrarnos supuestamente en alguno de los dos ejes. Nuestra política exterior con excepción del menemismo fue la autodeterminación de los pueblos y la no intervención en asuntos soberanos de cada país.

La asunción de Timerman le va a plantear, a mi juicio, una disyuntiva bastante difícil. Veremos si cede ante la presión del lobby Israelí. Taiana ese problema no lo tenía.

Billii dijo...

Si Israel ataca Irán, Argentina va a apoyar a Brasil. No la veo a Cris dandose vuelta, aunque el costo va a ser tremendo, pánico en los medios y los gorilas dandolé bomba todo el día. De todos modos, no creo que se desate una tercera guerra mundial tan pronto, al menos se necesitan otros 50 años. Si sucede que se crea una Alianza económica y política fuerte y leal, cosa que los yanquis no van a dejar que suceda facilmente, a la larga, la última batalla va a ser la destruccion.
No veo a los norteamericanos entregando el imperio pasivamente.

Ricardo dijo...

Como decís, será Cristina la que decida la actitud a tomar.
Hoy le preguntaron a Timerman en P/12:

–¿Llega un canciller de la comunidad judía?

–No. El martes asume el canciller del gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

Yo también lamento lo de Taiana, un gran ministro, pero me gusta que lleguen ministros con alto perfil público.