viernes, 7 de enero de 2011

Defendiendo Buenos Aires: La batalla aérea del Río de la Plata en 1955

Había muchos peronistas en las FFAA en 1955. Había también militares con un alto sentido del deber, que sin ser peronistas tenían claro para qué estaban y por qué manejaban las armas que el Estado les había entregado.  Para defender la Constitución, pero sometidos por el bando golpista a una lucha fraticida con toda su implicancia.

Y así lo hicieron muchos en la jornada de la mayor cobardía criminal de las clases dominantes hasta ese momento, cuando bombardearon y ametrallaron sin previo aviso la Plaza de Mayo llena de civiles el 16 de junio de 1955.

Los Gloster Meteor estaban para defender a Buenos Aires. Todos despegaron con esas órdenes

Los primeros tenientes Juan García (matrícula I-039), Mario Olezza (I-077),  Osvaldo Rosito (I-090) y el teniente Ernesto Adradas (I-063)  salieron como águilas a comerse a los caranchos. Y encontraron dos sobre el Río de la Plata. 


Eran Texan de la Aviación Naval piloteados por el teniente de Corbeta Máximo Rivero Kelly (matrícula 3-A-29) y el guardamarina Armando Román (3-A-23) .

El combate se produjo sobre el Aeroparque y el río. Ernesto "Che" Andrada, lo agrego yo, abatió a Román quién saltó en paracaídas sobre el río. Andrada tuvo el raro honor de ser el primer piloto de un avión a reacción que abate a otro  avión en el continente americano.

Uno de los Gloster Meteor que intervinieron, el I-090 de Osvaldo Rosito, luego C-090 y de baja en 1966,  está expuesto con la plaza Batalla de Salta en la capital de esa provincia.
 

Entre los pilotos que cumplieron con sus órdenes quien destacó en la década siguiente fue Mario Olezza: 

Tripulando un Douglas C-47 realizó hazañas antárticas comentadas en todo el mundo. Este avión había sido modificado por los técnicos de la Fuerza Aérea agregando una turbina de Morane Saulnier 760 París en su cola para aumentar el empuje en pistas de nieve y el avión sobre esquíes:


Hoy el avión descansa en un magnífico estado de conservación en el Museo de Morón, desde la misma base que Olezza despegó ese 16 de junio:


Algunos pilotos marcados por el régimen golpista no tuvieron tanta suerte, algunos murieron fumigando campos del latifundio.

Otros pilotos que despegaron ese mismo día con las mismas órdenes se pasaron a los golpistas. Es notable que  en una cita de Clarín en su oda a los golpistas pongan el Gloster Meteor como símbolo, siendo que aquellos que tripularon esos aviones y cañonearon la plaza eran traidores. Pienso en Cobos y Clarín.


Lista de ratas fugadas a Montevideo:


De los cuales los traidores de Morón fueron:

Recibidos en el aeropuerto de Carrasco entre otros por Suárez Mason y el jefe de los comandos civiles, el jefe de Mariano Grondona:


Miguel Ángel Zavala Ortiz, quien andaría como embajador plenipotenciario en la España franquista al año siguiente:



Gloster Meteor de los panqueques en Montevideo:

En este puede verse lo negro a la salida de los cañones de 20 mm, junto a la matrícula, a pocos minutos de matar civiles en la Plaza de Mayo.

Los Texan de la Armada en Carrasco:


Miro esta foto y exceptuando al suboficial en primer plano los dos pilotos podrían ser, por su aspecto, de la Real Fuerza Aérea Británica. Al menos en los intereses que defendieron lo eran:

 
Las ratas a salvo en la guarida:

 
Y qué podemos contar de los pilotos que se dieron vuelta, más allá de decir que fueron los altos oficiales de 1976.

Tal vez lo que lo resuma sea el hecho que a un año y un mes, el 16 de julio de 1956, dos ratas que figuran en la lista de Montevideo y que a su vuelta fueron recibidos como héroes a pesar de desobedecer órdenes de la superioridad, chocaron en el aire sobre Ituzaingó, siguieron matando civiles.

Piloteaban los Gloster Meteor los tenientes Luis Soto y Rafael Contisani, de sobrados, de cancheros, hay que  preguntarle a la gente mayor que vive en el oeste para que te cuenten las veces que los pilotos y sus Gloster cayeron sobre el vecindario matando a rolete, muchas veces por apuestas pelotudas. Los vencedores del '55. Los vecinos de la Base de Morón poco podían hacer. ¿Daños y perjuicios? ¿Quién le hacía juicio a las FFAA en esos años?

En este caso los dos pilotos saltaron en paracaídas, al tocar tierra se sintieron tan a salvo como en Montevideo. Pero sus aviones cayeron. Uno sobre la casa de la familia Flores, un matrimonio con cuatro hijos. El otro sobre el pabellón 13 de la Colonia de ancianos Martín Rodríguez, que ardió hasta la noche, con varios pacientes dentro, muchos irreconocibles después:

Lectura complementaria:

A María Marta la fusilaron en José León Suárez

La lista de los muertos - A 55 del '55 - Bombardeo a la Plaza de Mayo - 6ª Parte

La semilla de las impunidades - A 55 del '55 - Bombardeo a la Plaza de Mayo - 2ª Parte

De cazadores a fumigadores del latifundio

Vicecomodoro Mario Luis Olezza: Héroe argentino y antártico

8 comentarios:

G4þRI€L dijo...

que buen articulo Che! Se dice que el bombardeo a plaza de mayo es uno de los hechos menos investigados de nuestra historia (seguramente por la clase social de los muertos).
Y con respecto a los aviones que se caían por andar boludeando, se me viene a la memoria el tanque de guerra aplasatndo al colectivo 60 durante la semana santa de Alfonsín. Todos martires anonimos.
Por suerte ahora podemso hablar de estas cosas.
un abrazo

Che Genetic dijo...

Tenés razón. El TAM antes de aplastar el 60 destrozó un guardrail girando a 90º justo delante de quien en ese momento era mi novia y hoy ex mujer. Siempre pensé cual hubiera sido mi reacción. Me pregunto ahora que habrá sido de los parientes de los pasajeros del 60. Había pibes de secundaria que volvían del colegio.

Yo estaba en Córdoba, en una cantera de mármol con una máquina cortadora que querían automatizar. Volvía en la ruta con la radio sin imaginar que cerca había pasado el peligro de mis afectos.

En Villa Martelli estuve toda la noche. Tal vez esa fue la reacción. A los trotes por el pasto del parque Saavedra con el 128 de mi vieja cubriéndome con los árboles cuando llegaron los tanques ¿leales?.

Ese día desde adentro del cuartel hubo francotiradores que mataron a un pibe que había estado toda la noche puteándolos en la puerta. Nos dividía una formación de la infantería de la Bonaerense. Los cabeza de tortuga, según cantábamos y les pedíamos que nos protegieran a nosotros de ellos.

También a una mujer mayor que cruzaba el puente de la Gral Paz.

La lista de muertos de la suma de cada levantamiento carapintada da un número que hoy sería catástrofe.

Estamos mejor, no aceptamos tantos muertos.

Emilio Pedro Portorrico dijo...

Buenísima la crónica sobre el bombardeo a Plaza de Mayo, sobre todo porque esclarece el rol de los pilotos de los Gloster. Olezza tuvo programas en radio, creo recordar que con Miguel Angel Merellano, y el la tele, donde vi por primera vez el planisferio dado vuelta, es decir con el hemisferio sur para arriba. ¿Qué habrá sido de Olezza?

Che Genetic dijo...

Olezza perdió su vida a los 48 años de edad en un trágico accidente de aviación el 3 de junio de 1977, en la localidad de Virreyes, provincia de Buenos Aires.

Murió para los tiempos en que los traidores del '55 habían vuelto al poder.

Che Genetic dijo...

El blog no garpa, pero da satisfacciones:

"Estimado señor:

He tenido acceso por casualidad a su blog y a los comentarios vertidos sobre la actuación de Mario Luis Olezza (mi padre) en general y en particular sobre los acontecimientos del 16 de junio de 1955. Lo felicito por la veracidad sobre la información aportada y

Le hago llegar mi mas profundo agradecimiento sobre los conceptos alli descriptos acerca de "el colifa olezza" como le decian sus amigos.

Un fuerte abrazo."

Está todo pago.

G4þRI€L dijo...

todos hacemos blogs en principio por estas cosas, te feclicito

FTV-San Viicente dijo...

Che, te felicito por este post!! Algo tarde, pero válido. Sinceramente, admiro y destaco tu conocimiento y la búsqueda de tantos temas que no tienen difusión masiva...por tantas y disímiles razones. Un abrazo!

Pablo Ziegler dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.