jueves, 4 de julio de 2013

Italia, Libia, la inmigración africana y la advertencia de Kadhafi

El primer ministro italiano Enrico Letta se reunió con su par libio Alí Zeidan. Le pidió que haga algo con la inmigración que lleva por mar a Italia desde África vía Libia. Italia, que participó con la OTAN en 2011 del genocidio y magnicidio en Libia, debería saber que Alí Zeidan apenas si gobierna alguna que otra ciudad libia sobre el Mediterráneo y con suerte. El resto de Libia está en el caos tal cual la dejó la OTAN.

Enrico Letta recibe a Alí Zeidan con la misma alfombra roja que Berlusconi recibía a Kadhafi antes de ser cómplice de su magnicidio:

Ya extrañan la contención de Kadhafi, no sólo en el control de los inmigrantes que se aventuraban a la mar, sino en el hecho que Libia daba trabajo a miles y miles de inmigrantes africanos, los que ahora no les queda otra que seguir hacia Europa. Eran aquellos que la prensa occidental, como el diario El País, los pintaba como plaga, como mercenarios de Kadhafi.

Marzo de 2011:


Lampedusa, Italia: La "primavera" árabe se marchita en Europa